#ACM_SinExcusas

Esta semana la dedicaremos a ‘viajar a contra marcha’. Desmontaremos las frases más oídas como motivos para no viajar ACM y, además, podrás participar en un concurso (¡tiene premio!).
 
A muchos nos ha pasado que la primera vez que hemos oído hablar sobre #viajarAContraMarcha cuánto más tiempo mejor, llegando a los 6-7 años, hemos podido pensar un montón de cosas al respecto que ‘descartaban’ esa posibilidad.

 
Luego, lo que nos ha pasado a muchos también, es que al informarnos lo hemos visto muy claro, la seguridad está por encima de todas las cosas y esas ‘limitaciones’ que veíamos no son, en la mayor parte de los casos, reales.
 
Este tema, por mi trabajo, y también por tener un hijo de 7 años que sigue viajando ACM, suele llevarme a muchos debates y conversaciones y, no, mi posición en este tema no suele ser demasiado flexible 🙄.
Estamos hablando de proteger o no a nuestros hijos (no, un menor de 4 años viajando en dirección a la marcha no está protegido diga lo que digan los ránkings supermegaconocidos). Y, como sé seguro que todos los padres y madres queremos sobre todas las cosas proteger a nuestros hijos no me permito ser flexible con este tema.
 
La información que manejamos a favor de viajar ACM no tiene estos sellos de ‘ránkings supermegachulis’, pero tenemos algo mucho más importante, la física y las estadísticas están de nuestro lado. Y ya no solo eso, se empieza a difundir la importancia de hacerlo mínimo hasta los 4 años desde organismos como la DGT, además de asociaciones y profesionales de la salud que difunden también la importancia de viajar ACM.
 
Cuando salen estos debates se habla, inevitablemente de las consecuencias que puede tener no viajar ACM. Y hablar de las consecuencias no es ‘agradable’, ni ‘bonito’…de hecho es muy ‘incómodo’ y ‘violento’ pero es necesario.
 
Yo misma me llevé este ‘bofetón de realidad’ cuando Br1 ya viajaba en dirección a la marcha. Y estoy muy agradecida a ese momento incómodo en el que Cristina Barroso, de Acontramarcha.com me dijo que ‘dejase de preocuparme’ por la silla del bebé que iba a nacer (teníamos un grupo 0) y me centrase en proteger al mayor que es el que realmente estaba desprotegido.
 
Queremos que se conozca la importancia de viajar ACM y las consecuencias de no hacerlo y que los niños estén realmente protegidos cuando viajamos en coche. Es nuestra responsabilidad hacerlo.
 
Esta semana la vamos a dedicar, con un mensaje diario, a desmontar los argumentos que más se oyen sobre ACM:
 
1. Viajar a contra marcha es una moda
2. Mi monete no va a querer viajar ACM
3. No le van a caber las piernas, no es cómodo
4. Las sillas ACM son muy caras
5. ¿Y si el impacto es por alcance?
6. ¿Y dónde va a meter las piernas? Eso es incómodo
7. Ocupan mucho sitio, no caben en el coche.
8. La única excusa válida para no ir ACM
 
Por la tarde publicaremos la información del concurso y por la noche empezamos con la primera ‘excusa’ 🙂 Lo podrás seguir todo en nuestro perfil de Instagram y Facebook. ¡Arrancamos!
 
¿Cómo llegaste a la información de viajar a contra marcha? ¿Cuál es tu experiencia? Nos encantaría que nos lo cuentes 🙂

Otros posts que pueden interesarte:

Mitos y realidades de viajar a contra marcha

Mamá de Bruno (2011) y Max (2015). Porteadora por pasión y profesión. Asesora de porteo certificada. Consultora de porteo para empresas. Emprendedora y creadora de Monetes, un espacio de Maternidad y Crianza Respetuosa.

Written by 

Mamá de Bruno (2011) y Max (2015). Porteadora por pasión y profesión. Asesora de porteo certificada. Consultora de porteo para empresas. Emprendedora y creadora de Monetes, un espacio de Maternidad y Crianza Respetuosa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *